-dialogar- LAS BROMAS LAS CARGA EL DIABLO

Moises de las Heras

09/07/2016

imagen destacada, de comic, rostro en primer plano de joker

Total de lecturas: 2,443 

Las bromas son una arma de doble filo. Una cosa es reírnos de nosotros mismos y otra dejar que los demás se rían de nosotros. Debemos protegernos de esta trampa, porque hay personas que, amparadas en tu sentido del humor, tan sano él, te exigen aceptar de buen grado todo tipo de bofetadas porque, como se emiten con humor, tienen bula.

Pero generalmente la broma esconde la intención de sacudirte yesca sin más. ¿Cuantas veces una broma es terapéutica? Muy pocas. El bromista sólo busca despellejarte. Es un método para ganar disputas de modo innoble.

Los bromistas, por bromear, son capaDibujo caricatura feista de persona sin ojos sonriendo artificialmenteces de convertir una conversación rutinaria en una guerra de libelos.

Intenta dejarte mal a toda costa. Asumimos la primera crítica, pero no para. No nos deja conversar en paz, interrumpe continuamente con guasas que se supone ingeniosas, pero ocurre que tras ese afán por demostrar lo frágiles que son tus argumentos, sólo esconden su falta de inteligencia e ideas.

La buena broma ha de ser ingeniosa, sana, no dañina, porque si no, se convierte en una gilipollez, y si a esa impertinencia se suma otra y otra, al final maldita la gracia, todo el mundo acaba hastiado.

La mayoría de los bromistas son simples idiotas que acaban cayendo mal a todos. Hay pocos bromistas buenos. Porque la broma es un arte, hay que asegurarse de dar en el clavo y no machacar la madera cincuenta veces hasta que te sale una.

Y no hay nada más fácil que destruir mofándose. Todo se puede desmitificar, lo falso y lo verdadero, lo revolucionario y lo sagrado. Bromear no es garantía de llevar razón, pero él cree que sí, simplemente porque la broma es vistosa. La broma debe acompañarse de aportaciones, si no, no hay nobleza. Lo difícil es ser constructivo y simpático y aquí es donde el bromista confunde construir con destruir más todavía. Porque le pides ideas y tan sólo lanza otra chanza, no sabe otra cosa. ¿Acaso te envidia, que tanto necesita que acabes ridiculizado?

También publicado en prensa de papel (La Voz del Tajo- Talavera de la Reina) el 21 de abril de 2015)


IR A MI CANAL DE AUDIOLIBROS gratuitos

Aquí para comprar mi libro de cuentos en amazon (a 0,99)

ARTÍCULOS RELACIONADOS

-dialogar- EL ARTE DE CONVERSAR, I

El arte de conversar

EL ARTE DE CONVERSAR II

 

¿Te ha gustado este artículo?

¡NO OLVIDES SEGUIRME EN MIS REDES SOCIALES!

Compra la novela de Moises de las Heras

Puedes adquirirlo en:

Compra el libro de Moises de las Heras en Amazon

 

 

 

 

 

 

 

Puedes adquirir mi libro de cuentos en Amazon

  • Canal de audiolibros gratuitos en YouTube: VISITAR
  • Canal de teatro de Ivoox: VISITAR
  • Canal de poemas de Ivoox: VISITAR
  • Canal de relatos de terror y ciencia ficción de Ivoox: VISITAR
  • Canal “El Cantar de Mío Cid” audiolibro completo en Ivoox: VISITAR
  • Canal “La Celestina” audiolibro completo en Ivoox: VISITAR

¡TAMBIÉN EN SPOTIFY!

  • Canal en Spotify de relatos de terror, misterio y ciencia ficción: VISITAR
  • Canal en Spotify de poemas: VISITAR
  • Canal en Spotify de relatos clásicos: VISITAR

Puede que también te interese…

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CATEGORÍAS:

ÚLTIMAS ENTRADAS:

¡SUSCRÍBETE!

Recibe los nuevos artículos directamente en tu correo:


 

Moisés de las Heras en Amazon

¡CONSIGUE MIS LIBROS EN AMAZON!

Ahora puedes adquirir mis libros en Amazon. Visita mi tienda y hazte con ellos.

COMPRAR AHORA